PENSAR LOS ESPACIOS

Decorar una casa, diseñar un comedor, una cocina o hacer amigable tu cotidianidad hogareña no es tarea fácil. Por eso, el decorador Darío Zambrano toma las riendas para acompañar a clientes que quieren concretar este tipo de proyectos y crear juntos el espacio soñado.

Foto Gaby Sais

¿Cómo llegaste al mundo de la decoración?

Desde chico disfrutaba cambiando de lugar los muebles de la casa donde crecí. Un sofá cerca de la ventana, lo movía al otro día y ponía una mesa con una planta. Mi mamá me traía las revistas Casas y Jardines y me pasaba horas mirando esos interiores. Cuando estudiaba Maestro Mayor de Obras, la materia que mejor llevaba era arquitectura y diseño. No pude estudiar la carrera de arquitectura, pero estudié Interiorismo y Decoración para darle un marco teórico a lo que, por intuición estética, siempre hacía para mi casa y la de mis amigos.

Foto Gaby Sais

¿Qué servicios ofrecés y a qué tipo de público?

Me ocupo de asesorar y acompañar al cliente a encontrar aquello que sabe que quiere, pero no tiene las herramientas para llevarlo a cabo. Mi trabajo se basa en escuchar empáticamente al cliente, despojándome de todos mis juicios de valor estético, y decodificar las necesidades y deseos del usuario para crear, con su información, ese espacio que le dé lo que él busca. El público es todo aquel que necesita la ayuda para crear un ambiente que sea lo más fiel a su forma de vivir, que sea funcional y estético a la vez.


¿Qué busca el cliente de la ciudad cuando te contrata?

Cuando un cliente se contacta conmigo, generalmente, sabe qué quiere o está cercano, pero no sabe o no se anima a llevarlo a la práctica, y busca que alguien sea responsable para llevar nada más ni nada menos que esa tarea. Muchos solo quieren asesoramiento a la hora de comprar un mueble, elegir la pintura o la tela de los sillones.

Foto Gaby Sais

¿Pensás que hay un estilo fueguino para decorar, cuál?

Si bien es necesario conocer de estilos para poder dar una idea sobre por dónde se puede encarar un proyecto, a mí me gusta hablar en términos de necesidades y deseos, de cómo vive la persona su casa, te puede gustar el minimalismo, pero no significa que te sientas contenido en un espacio minimalista. Suelo decir que el mejor estilo surge de las charlas con el cliente, y la decodificación del porqué dice gustarle algo o no.

¿Qué cosas te inspiran en el momento de crear un espacio?

Personalmente siento que la inspiración llega. Trato de imaginarme en un espacio como si fuera propio, cómo me gustaría sentirme, y dejo que el espacio me hable de alguna manera. Me gusta mucho observar los elementos que me rodean. Ushuaia tiene encanto en todos lados, su paleta de colores es enorme, en otoño, con sus bosques de lengua rojizos, los amaneceres sobre el canal, la madera rústica que trae el agua a la costa. Es un lugar muy inspirador. Solo hay que dejarse llevar.


¿Cuáles son las tendencias actuales?

Actualmente hay una tendencia menos atada a estilos, está muy de moda lo que es slow, atendiendo a darnos más tiempo para disfrutar a vivir más lento, y en la decoración, el Slow Deco es un movimiento que invita a enfocarnos más en una decoración más sustentable, que no compre compulsivamente, que recircule objetos de valor emocional, a través de ferias o adquiriendo elementos más artesanales frente a los fabricados en serie. Por eso también coincide que el estilo Nórdico sea uno que crece cada vez más por su simpleza, su naturalidad y su calidez.

Foto Gaby Sais

Entradas Recientes

Ver todo
placas-04.jpg
placas_Mesa de trabajo 1.jpg
placas-03.jpg