PASIÓN MOTOQUERA

Salimos a la ruta hasta el km 3005, más conocido como Haruwen, donde Alfred Tozzi junto a Damián Muriel crearon el Moto Café 3005, un espacio para los apasionados de las motos en un entorno mágico rodeado de lengas y montañas. Ideal para descubrir historias de motos, viajes, personajes y un excelente gin producido por ellos. Charlamos con Alfred, quien nos contó un poco sobre este gran proyecto.

Foto MGonzalez

¿Cuándo descubriste tu pasión por las motos?

La pasión por las motos la llevo desde muy chico, ya a los catorce recuerdo ver a los muchachos más grandes andando en sus motos y siempre que podía me subía. Luego con el tiempo, te estoy hablando de hace unos cincuenta años atrás, comprábamos motos viejas, las de la guerra, las rearmábamos, las modificábamos y les poníamos pasión. Así fui comprando motos que se conseguían en los años 70, después arranqué con las carreras informales; más tarde fui teniendo mejores motos y empecé a correr en cross, supercross, enduro. Hasta el día de hoy sigue mi pasión intacta. También hice muchos viajes por Latinoamérica y otros países. Es una buena posibilidad de recorrer y conocer gente.

Foto MGonzalez

Contanos sobre el proyecto Museo 3005...

El proyecto del museo surge por otro apasionado de las motos, Damián Muriel, inicialmente como Motocafé 3005 que terminó siendo también un museo. La propuesta incluye todas motos de fabricación nacional en los años 50, ya que tienen una historia muy grande de lo que fue la Argentina en esa época, un país industrializado que producía motos, las diseñaba y armaba íntegramente. Una hermosa exposición que no solo es para los motoviajeros, sino para compartir con todos los amantes de las motos y la historia.

Es un punto de encuentro de mucha gente, armado con mucha pasión…

Tanto Damián, quien ha conseguido cosas increíbles para armarlo, como yo, que tengo la posibilidad de mostrar una moto armada totalmente por mí, le ponemos mucha pasión a este proyecto. Es un punto de encuentro, nos visitan personas de todos lados del mundo, ¡y no exagero!, los motoviajeros llegan de lugares muy lejanos. Algunos vienen recorriendo el Continente, otros europeos, por ejemplo, las alquilan o compran en algún país y viajan hasta acá. También hacemos el primer gin fueguino, hoy tenemos una destilería, empezamos de forma muy casera, pero hemos crecido y es de muy buena calidad, se llama Jemmy Button, y el licor Fuegia Basket, es también una excusa para contar la historia de los primeros habitantes de acá.

Foto MGonzalez

¿Cuándo se los puede visitar?

Todos los días de 10 a 19. Estamos para recibirlos, nuestro Instagram es haruwen3005.

Entradas Recientes

Ver todo
placas-03.jpg
placas-02.jpg
placas_Mesa de trabajo 1.jpg