LA BUENA MEZCLA

Melisa y Pamela Fernández son dos hermanas gemelas, apasionadas de la cocina y el buen comer, que se fusionaron para crear un proyecto propio de gastronomía llamado Buena mezcla. Una se encarga de la pastelería; la otra, del catering, y nos proponen experiencias al aire libre y productos con sabores de la zona.

Foto Gaby Sais

¿Cómo llegan al mundo de la gastronomía?

Desde chicas siempre fuimos muy golosas y de buen comer. En nuestra casa siempre había materia prima y cosas para cocinar, árboles con frutas, una pequeña huerta familiar, así que cuando queríamos comer galletitas, tortas, tartas, panes y demás, solo había que ponerse a cocinar. Pasaron los años y cada juntada o encuentro social era una comida nueva para mimar a los amigos y familia. Hoy vemos hacia atrás y, sin darnos cuenta, siempre existió esta buena mezcla. Melisa tuvo durante muchos años mi pastelería, un negocio de tortas, tartas y postres; pamela trabajó muchos años en restoranes y hoteles perfeccionándose en experiencias al aire libre gourmet y productos locales. Un día tomamos la decisión de asociarnos y compartir esta pasión que siempre nos unió.

Foto Gaby Sais

¿Cuáles son las propuestas de buena mezcla?

La propuesta de buena mezcla es pastelería y catering gourmet. La idea es que vengas a nuestro negocio y te puedas llevar las cosas ricas y caseras con productos de muy buena calidad hechas con amor y consciencia. También podés hacer tus pedidos para un evento a tu medida. Desde juntadas con amigos, cumpleaños, encuentros familiares, casamientos, bautismos o lo que se te ocurra, y hacemos catering al aire libre, cocinado en distintas locaciones de la provincia.


¿Cómo es trabajar entre hermanas?

Trabajar entre hermanas es un desafío diario. Es muy sencillo y a la vez complicado. Nos conocemos tanto que con una mirada basta para decir mucho. Es divertido y todos los días aprendemos a ser socias y ponernos de acuerdo en lo que quiere cada una. Somos muy iguales en muchas cosas y muy diferentes con otras.

Foto Gaby Sais

¿Cómo se imaginan el futuro de su proyecto?

En el futuro nos imaginamos con un food truck móvil. Ese es nuestro sueño, haciendo eventos al aire libre, muchos catering de películas. Ya participamos de cuatro y la experiencia nos encantó. nos imaginamos teniendo muchos empleados y que cada uno de ellos sea libre para expresar el arte de la cocina.

Foto Gaby Sais

¿Cuál sería para ustedes un plato que represente a la ciudad?

Nuestro fuerte en salado son los sándwiches, pero si hablamos de productos locales hacemos una centolla lista para gratinar de rechupete, cazuela de mar, lengüitas de cordero, entre otros platos. Todo depende de la época del año. Usamos mucha salicornia, un espárrago de mar que recolectamos en los alrededores fueguinos, y pimienta de canelo. También dulce de calafate para tartas y postres, y un espirituoso licor de calafate que queda majestuoso mezclado con un rico espumante.

Foto Gaby Sais

Las buenas mezclas que no pueden faltar este invierno…

Lo que no se pueden perder este invierno son nuestros popurrís de sabores dulces. Una tabla de postres increíbles donde tenés la oportunidad de probar muchos de nuestros postres y nuestros sándwichs gourmet que son lo más, todo un camino de ida.

Entradas Recientes

Ver todo
placas-03.jpg
placas-02.jpg
placas_Mesa de trabajo 1.jpg