“LA MIRADA ES QUE TODOS LOS FUEGUINOS Y LAS FUEGUINAS TENGAMOS LA CONECTIVIDAD QUE NOS MERECEMOS”

Así lo aseguró el gobernador de Tierra del Fuego, AIAS, Gustavo Melella, tras la instalación en Río Grande del primero de los cinco shelter que se colocarán en la provincia, equipos que mejorarán y ampliarán la conectividad web a través de la Red Federal de Fibra Óptica.

En este sentido, el Gobernador señaló que “la importancia tiene que ver con la conectividad. Nosotros deseábamos tener una provincia conectada, que tenga capacidad de internet. Cuando hablamos de inclusión, de educación, de desarrollo, de industria del conocimiento, si no tenemos buena internet eso queda solo en el discurso”.


Y remarcó: “cuando asumimos en el gobierno había una licitación que era observada fuertemente por el tribunal de cuentas. Empezamos a gestionar acuerdos con ARSAT y ENACOM. Tenemos que agradecer a Jefatura de Gabinete del Gobierno Nacional, al ministro Santiago Cafiero, quien junto a los presidentes de ARSAT y ENACOM son los que terminaron financiando estas obras”.


“Esta obra de fibra óptica es fundamental para tener una buena capacidad como Tierra del Fuego se merece. Lo vimos ahora en pandemia con la educación virtual, la falta de capacidad que hay. Tenemos que resaltar la inversión de empresas privadas que fueron haciéndolo, pero hoy es el Estado el que nos puede garantizar a los fueguinos que tengamos la conectividad que necesitamos para ser una provincia tecnológica en serio. Con esto Tierra del Fuego se va poner en la vanguardia a nivel nacional”, subrayó Melella.


Y precisó: “Esto es un beneficio para todos los fueguinos y fueguinas para mejorar la conectividad de la casa, de la industria del conocimiento. También garantizará la conectividad de los edificios educativos, de salud y de seguridad. La mirada es que todos los fueguinos y las fueguinas tengan la conectividad que nos merecemos”.


Por su parte, el Secretario Provincial de Tecnología de la Información y Comunicaciones, Gabriel Aleva detalló: “los shelters llegaron hace 40 días y ahora los estamos empezando a instalar. Son 5 en total y calculamos que en noviembre va a estar todo funcionando”.


“Lo que estamos haciendo hoy en Río Grande es dejar el equipamiento listo hasta que lleguen los equipos electrónicos en aproximadamente 60 días. Ahí produciremos las primeras pruebas para luego iniciar prestación de servicio”.


Y resaltó: “esto originalmente ARSAT lo va a comercializar como mayorista. Nosotros como Estado vamos a tomar unas redes específicas que son únicamente para seguridad, salud y educación. Los nodos serán instalados en Cullen, en San Sebastián y uno en cada ciudad, Río Grande, Tolhuin y Ushuaia”.

placas-03.jpg
placas-02.jpg
placas_Mesa de trabajo 1.jpg